Alteraciones del metabolismo del calcio

Nociones básicas sobre su fisiología

El contenido de calcio en el organismo es de 20-25 g/kg de masa corporal magra, lo que constituye ~1,4-1,6 % de la masa corporal total. El contenido diario de calcio en la dieta es de ~1,0 g del que se absorbe ~30 %. La absorción en el tracto digestivo aumenta bajo la influencia de la 1,25(OH)2D3 y de la PTH a través del 1,25(OH)2D3 y disminuye a consecuencia de la unión de calcio a los oxalatos, fosfatos y ácidos grasos en el intestino. Un 98-99 % del calcio filtrado por los glomérulos renales es reabsorbido en los túbulos renales, siendo las pérdidas urinarias diarias de 3-5 mmol.

La concentración normal del calcio en plasma es de 2,25-2,75 mmol/l (9-11 mg/dl). El 98 % del calcio se encuentra en los huesos. Un 1-2 % es calcio que puede ser sometido a intercambios rápidos, siendo solo la mitad calcio iónico (biológicamente activo), y el resto se encuentra unido a las proteínas plasmáticas, sobre todo la albúmina. La alcalosis aumenta la unión de calcio a las proteínas, disminuyendo la cantidad de calcio iónico, en cambio la acidosis tiene un efecto contrario.

En personas con hipoalbuminemia hay que calcular la denominada concentración de calcio corregido, según la fórmula:

SCa + 0,8 × (4 – Salb)

SCa — concentración sérica de calcio total (mg/dl), Salb — concentración sérica de albúmina (g/dl)

 

Más