Fenciclidina y ketamina

La fenciclidina, también llamada PCP, polvo de ángel o píldora de la paz, es una sustancia producida y vendida ilegalmente. La ketamina (análogo de PCP) se utiliza como anestésico. Ambas sustancias son psicodélicas, con efecto disociativo (la ketamina de forma más débil que la PCP), provocando sensación de “salida del cuerpo” con euforia y alucinaciones (la creencia de que son reales persiste incluso tras la desaparición del efecto de estas sustancias). Pueden provocar fuertes miedos, ansiedad y alteraciones mentales. La fenciclidina y la ketamina están disponibles en forma de comprimidos, cristales, polvos para inhalación y preparados para inyección. Una de las formas características de PCP son los cigarrillos impregnados (wet stick). La ketamina, obtenida por robos en clínicas veterinarias, es un narcótico de clubs y sus nombres comunes son entre otros K, Kitkat, vitamina K. El consumo crónico de ketamina además de los efectos neuropsiquiátricos provoca alteraciones urológicas llamadas uropatía inducida por ketamina. Tras el consumo de ketamina aparecen alteraciones de la memoria y por dicho motivo ha sido usada con fines delictivos (es una de las llamadas drogas de violación).

La fenciclidina se absorbe muy rápidamente por las mucosas de las vías respiratorias superiores y más lentamente por el tracto digestivo. Tras la inhalación o la inyección iv. actúa en 2-5 min y tras su consumo VO en 30-60 min. Es una sustancia lipófila, con gran volumen de distribución (6 l/kg), por lo que puede acumularse en el SNC y en el tejido graso. Por este motivo en casos de intoxicación grave los síntomas se mantienen durante 24-48 h. El 90 % de la dosis consumida se metaboliza en el hígado, el 10 % restante se elimina por la orina. El t0,5 es de 21-24 h. Una dosis de 1 mg/kg pone en riesgo la vida.

La ketamina administrada iv. tiene 2 fases de distribución: en la primera (relacionada con el efecto anestésico) el t0,5 es de 10-16 min, en la segunda (redistribución desde el SNC a los tejidos) el t0,5 es de 2-3 h. Se caracteriza por una alta lipofilia y un gran volumen de distribución, se ve afectada por el primer paso hepático y se elimina por vía renal. La dosis de riesgo vital es >5 mg/kg.

 CUADRO CLÍNICO Y DIAGNÓSTICO Arriba

1. Síntomas de intoxicación: agitación, psicosis y delirio agudo (significativamente más fuerte en caso de intoxicación por fenciclidina que por ketamina). En intoxicaciones graves: hipertensión, taquicardia, parestesias, rigidez muscular y mioclonías, distonía y convulsiones. También se podría presentar depresión respiratoria y apnea. La ketamina provoca alteraciones de la memoria, midriasis y convulsiones tipo petit-mal. Pueden aparecer alteraciones colinérgicas (diarrea, broncoespasmo, hipersalivación) y retención de orina.

2. Exploraciones complementarias: detección de fenciclidina y ketamina en orina, hemograma, INR, concentración de electrólitos y creatinina en el suero, actividad de CK, gasometría arterial.

 TRATAMIENTO Arriba

1. Descontaminación: el lavado gástrico no tiene utilidad debido a la rápida absorción de la droga. Se puede administrar carbón activado.

2. Antídoto: no existe.

3. Medidas para acelerar la eliminación: no existen. No se debe acidificar la orina debido al elevado riesgo de AKI por rabdomiólisis.

4. Tratamiento sintomático: tratamiento del coma (mantener despejadas las vías respiratorias →cap. 2.1), convulsiones, hipertermia →cap. 24.18, crisis hipertensiva, AKI, rabdomiólisis, síndrome anticolinérgico →cap. 20.13. Mantener la función de los órganos vitales. Para controlar la agitación administrar benzodiazepinas como el diazepam o lorazepam VO o iv. El haloperidol y el droperidol están contraindicados por el riesgo de hipertermia y de complicaciones cardíacas (prolongación del QTc).